Alcaldes Mapuche piden al Gobierno suspender consulta indígena

image_pdfimage_print

Los procesos de consulta impulsados por los gobiernos históricamente han ignorado la opinión y postura real de los pueblos originarios sobre las materias en discusión, y a su vez han realizado procesos informativos sesgados que entregan conclusiones que no representan a las mayorías.

Ante la actual consulta impulsada por el gobierno, la Asociación de Municipalidades con Alcalde Mapuche manifiesta su disconformidad al cómo se ha planteado el proceso, por lo cual solicita suspender su desarrollo para socializar y replantear los temas a tratar mediante un acuerdo nacional, luego de lo cual pueda ser retomada previa aprobación de los actores involucrados.

El contexto actual de desconfianza en que se encuentran las relaciones entre el Estado de Chile y los pueblos originarios no favorece la adecuada implementación del proceso de consulta. Como AMCAM estamos convencidos de que la Ley Indígena fue una conquista significativa para nuestro pueblo y hoy es un factor principal de protección a nuestros derechos, por lo que vemos con preocupación los intentos de modificar algunos aspectos de ella.

Somos conscientes que a 26 años de su promulgación hay elementos que pueden ser revisados, pero ello debe ser con total transparencia y respetando el principio de buena fe, entendiendo además el derecho a la tierra como la principal y transversal demanda de nuestros pueblos.

La realización del proceso de consulta en un clima hostil, evidencia la polarización que genera y que su contenido no ha sido socializado debidamente con las comunidades, generando con esto enfrentamientos entre nuestros hermanos.

Los recientes hechos de violencia registrados en la zona son una muestra más de la crisis que se vive en nuestra región.

Hacemos un llamado al Gobierno de Chile a suspender y reformular este proceso con el propósito de mejorar la información y recuperar las confianzas. Adicionalmente se debe avanzar en forma integral en las materias que son demandas pendientes del pueblo Mapuche como la restitución territorial, el derecho a los recursos naturales y representación política de los pueblos originarios, y sus identidades territoriales, entre otros derechos colectivos.

Finalmente queremos hacer un llamado al Gobierno a aunar voluntades para llegar a un gran acuerdo nacional entre el Estado de Chile y nuestros pueblos originarios, el cual incorpore a todos los que coexistimos en nuestros territorios.